La carne y las aves

Estimulantes

Desde que el hombre probo por primera vez la carne, hará unos quince millones de años, se le hizo le boca agua y pidió más. En realidad. le gustó tanto que, a veces, no vaciló en merendarse a sus mismos contemporáneos. Algunos caníbales famosos han declarado que la carne humana es, entre todas las golosinas, la que proporciona sensaciones más exquisitas al paladar. No obstante, en esta sección no encontraréis la receta del Estofado de Misionero, porque la he clasificado en el capítulo de "Eroto-manía".

El famoso Marqués de Sade, de cuyas francachelas todavía se habla y eso que han pasado dos siglos, fue un gran consumidor de afrodisíacos. y nunca le faltaron amigos que quisieran acompañarle en la mesa. Con ellos practicaba, entre otras cosas, sus ensayos culinarios, para graduar la intensidad de la respuesta sexual según la dosis ingeridas. Fue un sádico encuestador de su tiempo, y los resultados de sus averiguaciones le indujeron a describir la carne como un alimento sexualmente estimulante.

Más recientemente, el famoso sexólogo Havelock Ellis aplicó el mismo criterio cuando describió el bistec como " de entre todas las comidas, el estimulante sexual mas poderoso».

Como el celibato es para los curas, los que no lo seamos acudiremos corriendo a la carnicería más próxima, dispuestos a vivir la primera aventura erótica por vía digestiva.

LIBRITOS DE TERNERA A LA APHRODITE

En su Teogonía, el poeta griego Hesiodo dice que Afrodita, la diosa del Amor, nació de "los miembros cortados " del hijo del cielo Urano.

Afrodita era una belleza apasionada, capaz de enloquecer a los hombres lo mismo que a los dioses con sus labios de miel y los fatales encantos de su cuerpo exquisito. La mitología no dice si Afrodita aprendió alguna vez a guisar; pero si hubiese probado este plato, lo habría añadido a su repertorio:

8 chuletas de ternera (a la italiana, es decir, golpeadas para adelgazarlas)

4 lonchas de jamón dulce

4 (lonchas de queso (Münster o mozzarella)

1/2 taza de miga de pan, sazonada

2 dientes de ajo picados

1 huevo batido

Mantequilla desecha en la sartén, cantidad suficiente

Colocar una loncha de jamón dulce y otra de queso sobre una chuleta, y cubrirlo todo a modo de bocadillo con la segunda chuleta. Empanar con las migas, a las que previamente se habrá añadido el ajo, y freír en la mantequilla fundida por ambas caras, hasta que estén bien doradas.

Si eso no te excita, mejor cambia de pareja.

Muchos hombres frecuentan los consultorios de sus psiquiatras (según me cuenta una amiga mía que lo es, pero que prefiere no dar su nombre) porque padecen de impotencia con sus esposas. En cambio, no les cuesta nada quedar corno unos Tarzanes con sus secretarias y otras ninfas con minifalda. Uno de sus pacientes, según me ha confiado mi hechicera amiga, tiene una mujer que es un verdadero sargento, y de secretario tiene a un hombre. Es un caso muy complicado. Le dice a su mujer: "Tengo que trabajar con mi secretario esta noche», y la señora Sargento no desconfía.

0 comentarios: